Valida el envio de todos los campos del formulario

Asesoría Álamo Networks, S.L.U.

Top of Page
> > NOVEDADES EN LA REGULACIÓN DE LOS LIBROS REGISTROS EN EL IRPF

NOVEDADES EN LA REGULACIÓN DE LOS LIBROS REGISTROS EN EL IRPF

Boletin
Nueva regulación de la llevanza de los libros registros en el IRPF, que se aplicará a las anotaciones registrales correspondientes al ejercicio 2020 y siguientes

NOVEDADES EN LA REGULACIÓN DE LOS LIBROS REGISTROS EN EL IRPF

 

El día 1 de enero de 2020 entra en vigor la Orden HAC/773/2019 que establece la nueva regulación de la llevanza de los libros registros en el IRPF, que se aplicará a las anotaciones registrales correspondientes al ejercicio 2020 y siguientes.

 

Los libros registros regulados en esta orden podrán ser utilizados a efectos del IVA, siempre que se ajusten a los requisitos que se establecen en el Reglamento del IVA.

 

En el marco de las actuaciones de asistencia tributaria y de reducción de cargas indirectas, la Agencia Estatal de Administración Tributaria publicará en su página web un formato tipo de libros registros.

 

Las obligaciones contables y registrales de los contribuyentes dependen tanto del método de determinación del rendimiento como del tipo de actividad de que se trate:

 

  • ü Los contribuyentes que (no siendo profesionales) desarrollen actividades empresariales con carácter mercantil y cuyo rendimiento se determine en estimación directa normal, estarán obligados a llevar la contabilidad ajustada a lo dispuesto en el Código de Comercio. Pero, los contribuyentes distintos de éstos estarán obligados a llevar los libros registros del IRPF, aun cuando voluntariamente, lleven contabilidad ajustada el Código de Comercio.

 

  • ü Los contribuyentes que desarrollen actividades empresariales en estimación directa simplificada estarán obligados a llevar: el libro registro de ventas e ingresos, el libro registro de compras y gastos, y el libro registro de bienes de inversión.

 

  • ü Los contribuyentes que desarrollen actividades empresariales que no tengan carácter mercantil, de acuerdo con el Código de Comercio, cuyo rendimiento se determine en estimación directa normal estarán obligados a llevar: el libro registro de ventas e ingresos, el libro registro de compras y gastos, y el libro registro de bienes de inversión.

     

  • ü Los contribuyentes que desarrollen actividades profesionales cuyo rendimiento se determine por el método de estimación directa, en cualquiera de sus modalidades, estarán obligados a llevar: el libro registro de ventas e ingresos, el libro registro de compras y gastos, el libro registro de bienes de inversión, y el libro registro de provisiones de fondos y suplidos.

 

  • ü Los contribuyentes que desarrollen actividades empresariales cuyo rendimiento se determine mediante el método de estimación objetiva, estarán obligados a llevar: un libro registro de bienes de inversión cuando se deduzcan amortizaciones, y un libro registro de ventas e ingresos cuando realicen actividades cuyo rendimiento neto se determine teniendo en cuenta el volumen de operaciones.

     

  • ü Las entidades en régimen de atribución de rentas que desarrollen actividades económicas llevarán unos únicos libros obligatorios correspondientes a la actividad realizada, sin perjuicio de la atribución de rendimientos que corresponda efectuar en relación con sus socios, herederos, comuneros o partícipes.

     

     

     

     

     

     

Las principales novedades en el contenido de los libros registros en el IRPF son:

 

 

  • ü En los libros registro se hará constar el nombre y apellidos, razón social o denominación completa y el NIF del destinatario (libro de ventas e ingresos), el NIF del obligado a su expedición (libro de compras y gastos), el NIF del proveedor (libro de bienes de inversión), y el NIF del pagador de la provisión o perceptor del suplido (libro registro de provisiones de fondos y suplidos).

     

     

  • ü En el libro registro de ventas e ingresos y en el libro registro de compras y gastos, deberá anotarse:

 

Si la operación está sujeta al IVA, la base imponible y, en su caso, el tipo impositivo aplicado y la cuota tributaria. Igualmente será válida la anotación de una misma factura en varios asientos correlativos cuando incluya operaciones que tributen a distintos tipos impositivos.  

 

Si la operación está sujeta a retención o ingreso a cuenta del IRPF, se consignará separadamente el tipo de retención aplicado a la operación y el importe retenido.

 

Las facturas rectificativas por separado.

 

 

  • ü Cuando se trate de facturas expedidas simplificadas en las que no sea obligatorio identificar al destinatario, y cuyo devengo se haya producido dentro del mismo mes natural, la anotación individualizada de las facturas en el libro registro de ventas e ingresos se podrá sustituir por un asiento resumen diario.

 

  • ü En el libro registro de compras y gastos deberá anotarse el importe que es considerado gasto a efectos del IRPF.

     

  • ü Podrá hacerse un asiento resumen global de las facturas recibidas en una misma fecha, en el que se harán constar los números inicial y final de las facturas recibidas asignados por el destinatario, siempre que procedan de un único proveedor, la suma global de la base imponible correspondiente a cada tipo impositivo, la cuota impositiva global, siempre que el importe total conjunto de las operaciones, IVA no incluido, no exceda de 6.000 euros, y que el importe de las operaciones documentadas en cada una de ellas no supere 500 euros, IVA no incluido.

     

    En cuanto a los requisitos formales y plazo de las anotaciones destaca:

     

  • ü Las anotaciones registrales deberán hacerse expresando los valores en euros. 

     

  • ü Las operaciones que hayan de ser objeto de anotación registral deberán hallarse asentadas en los correspondientes libros registros antes de que finalice el plazo para realizar la declaración e ingreso de los pagos fraccionados.

     

  • ü No obstante, las operaciones en las que no se expidan facturas, deberán anotarse en el plazo de siete días a partir del momento de la realización de las operaciones o de la expedición de los documentos, siempre que este plazo sea menor que el señalado en el apartado anterior.

     

  • ü Las facturas recibidas deberán anotarse en el correspondiente libro registro por el orden en que se reciban, y dentro del período impositivo en que proceda efectuar su deducción.

Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar la navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información